lunes, 17 de noviembre de 2008

Sincronízate conmigo

El tiempo se ríe de mí.
Mi amor, el tiempo
nos separa.



Una balsa de aceite por la que me deslizo
con los pies desnudos.
Y el tiempo, socarrón, me mira de reojo.
Fuma en puro y critica mi anarquía en el vestir.
No te vistas de colores ni pruebes combinaciones
de aires libertinos. Que no eres una chavala.
Caerás, como todas. Te dejé el traje chaqueta triste,
los zapatos salón y un abrigo a lo chanel
en la percha de tu cuarto.
No me jorobes, tiempo. Renueva tu aire machista
y ponte a ayudar a las horas.
Tú, tirado en la butaca mientras los anacronismos,
las "desincronías", se apoderan de mi ciudad en la noche.
Vamos a contratiempo mendigando amor.
Ajústanos el compás.
Tengo los labios partidos de tropezar
con vidas que van cuando yo vuelvo.

Sincronía: "coincidencia de hechos o fenómenos en el tiempo" (definición del DRAE)

6 comentarios:

Fernando dijo...

y han de seguir...nada nos espera que no esté en nosotros, corazón...besos de maldito nov.

TOROSALVAJE dijo...

El tiempo se ríe siempre.

No se ha librado nadie de su risa.

Verás como si.

Besos.

Estel_Julià dijo...

El tiempo niña,es inexorable, también otras cosas.

Un placer de nuevo visitarte.

Un abrazo,

Estel J.

Albatros dijo...

El amor, el tiempo..., son dos temas que me obsesionan, coincidencias. Precioso, Carlota.

Un besazo.

Tesa dijo...

No hay normas que no se puedan saltar. Ni distancias entre dos que quieren quererse. No hay una muda para cada edad esperando en la silla o el armario.

Lo importante es no dejar que pase el tiempo, sino vivirlo con intensidad.

Un abrazo, Carlota.

Anabel dijo...

Hacía tiempo que no me pasaba por aquí y eso es imperdonable. Me gusta tu forma de "poetizar" tus sensaciones.

Si te parece bien, te añado a mi lista de contactos.

Ah, qué sorpresa, he visto la entrada de mi último cuento, que acabo de colgar, en tú página. Qué cosas tiene interné... Gracias.

Un beso,

Anabel, la Cuentista